20090111

Pasiones y adicciones


Conozco a poca gente que no sea adicta a algo. Algunas, como la mía de fumar, son confesables, socialmente asumidas. La sociedad te bendice o te señala según el marketing existencial de cada época.

10 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo todavía tengo unas cuantas adicciones, pero me estoy quitando de la heroína para llegar a los 50.

Juan

Anónimo dijo...

Con esa posturita en Chueca la partes, bribón.

Anónimo dijo...

Mientras tengas dinero, las adicciones no son un problema, más allá de una salud mejor o peor. Lo jodido es cuanto te quedas sin plata, y vives sólo para cubrir tus adicciones, ahí se acabó tu vida y la poca pasión de podías tener por ella.

Slds!

Anónimo dijo...

Siempre fuiste un hombre apasionado, ya te dije, pero te expones demasiado, eso de presentarse voluntario a todo no siempre es sano compay.

Un abrazo!
Ari

Anónimo dijo...

yo conozco a uno que era adicto a la basura, tenía dinero de sobra, pero le gustaba urgar en los cubos, una vez incluso se avalanzó sobre unas bolsas amontonadas y empezó a aullar de placer...

Anónimo dijo...

Donde yo vivo, en una pequeña ciudad de Mali, la gente es adicta a ver amanecer y atardecer, que no es poco. Los esclavos viven ahora en los países industrializados, aquí no hay tiempo para adicciones.

Gemma

Anónimo dijo...

yo soy adicto a la leche, cacao, avellanas y azuuuucaaarr. No me he desenganchado después de veinte años, y no lo voy a hacer ahora que tengo uso de razón, y pienso mientras mi hígado no diga nada en contra. Soy un yonki?

R.

Anónimo dijo...

sí, creo ya tenemos una edad para no estar siempre con la gilipollez esa de no fumas, no bebes, no follas, para que vives gilipollas.

De las 3 creo que vas a renunciar a la más insana. Disfrutar de las 2 que te quedan.

El jardinero fiel

fernusan@gmail.com dijo...

Esto parece una terapia grupal de politoxicómanos, pero se agradece vuestra sinceridad.

Anónimo dijo...

definitivamente el jugo de las aceitunas, vacío las latas y me lo bebo cual reserva.